8. La Explicación de la Iglesia

¿Qué es la Iglesia? El pensamiento de Dios no es el cristianismo; no es iglesias como centros organizados del cristianismo; no es la propagación de la actividad y enseñanza cristiana. El pensamiento de Dios es tener un pueblo en la tierra en quien y en el medio de quien, Cristo es todo y está en todos. Esta es la Iglesia. Tenemos que cambiar nuestras ideas. En el pensamiento de Dios la Iglesia comienza y termina con esto – la supremacía absoluta del Señor Jesucristo. Y, lo que Dios siempre busca es reunir los de Su pueblo quienes entienden más plenamente ese pensamiento de Él y son para Él el cumplimiento de Su propio deseo eterno, que el Señor Jesús en todas las cosas tiene la preeminencia y es todo y está en todos. Él pasa por alto la gran institución, la llamada “Iglesia” y está con aquellos que en sí son de un espíritu contrito y humilde y que tiemblan por Su Palabra y con quienes el Señor Jesús es el único objeto de culto y adoración. Tales personas satisfacen el corazón de Dios. Ellos, para Él, son la respuesta a Su búsqueda eterna.

Observa que la Palabra de Dios dice eso. Examínala nuevamente Col. 3:10-11: “En esta nueva naturaleza no hay griego ni judío, circunciso ni incircunciso, culto ni inculto, esclavo ni libre, sino que Cristo es todo y está en todos.” Allí “revestidos del nuevo hombre”, es decir, “se va renovando hasta el conocimiento pleno conforme a la imagen de Él que lo creó [el nuevo hombre].” Examínalo cuidadosamente y encontrarás que este es el nuevo hombre corporativo, la Iglesia, el Cuerpo de Cristo, “Ésta, que es su cuerpo, es la plenitud de aquel que lo llena todo por completo.” (Ef. 1: 23), y allí, en ese hombre corporativo, no puede haber griego ni judío. Tenga en cuenta las palabras. No dice, donde griego y judío vienen juntos a la fraternidad bendita. No. No hay nacionalidades en la Iglesia; se han deshecho de todas las nacionalidades, y tiene ahora un nuevo hombre espiritual, una nueva creación, donde no puede haber griego, ni judío, ni esclavo, ni libre. Todas las distinciones terrenales se han ido para siempre. Es un hombre nuevo. ¡El brazo derecho no es un judío y el izquierdo un griego!

No, todos han salido. En esa Iglesia hay un nuevo hombre – no una combinación donde hay anglicanos, metodistas, bautistas, congregacionalistas y todo el resto se reúnen y ponen sus diferencias a un lado por el momento; eso no es la Iglesia. En la Iglesia estas diferencias no están simplemente cubiertas por el momento; no existen; hay un Cuerpo, un Espíritu. La Iglesia es esta, “Cristo es todo y está en todos.” Logren entender eso, y tendrán la Iglesia. Llama a cualquier otra cosa “la Iglesia” pero sin esto, entonces la cosa es una contradicción. Pruébalo por eso.

Si es cierto que la vida cristiana de acuerdo con el pensamiento y la mente de Dios es simplemente esto, “Cristo es todo y está en todos,” ¿somos usted y yo cristianos verdaderos? Porque lo hemos visto que por la Cruz salimos para hacer espacio para el Señor Jesús. Ahora, si profesamos que hemos llegado al Señor por el camino del Calvario, la consecuencia es que hemos ido por esa Cruz, para que Cristo pueda ser todo y estar en todos.

¿Qué piensas de esto? ¿Quisiéramos un poco del mundo? ¿Todavía voluntariamente nos aferramos a esta y aquella cosa fuera del Señor, porque el Señor Jesús no nos ha satisfecho totalmente a nosotros y debemos añadir un peso falso en la balanza de nuestra vida? Un cristiano mundano es una contradicción en el título. Tener un poquito de algo fuera de Cristo es negar el Calvario y estar en oposición a la intención eterna de Dios referente a Cristo. ¿Tomará esa responsabilidad? Dios determinó esto desde la eternidad con respecto a Su Hijo; y ¿podemos profesar pertenecer al Señor Jesús y sin embargo, al mismo tiempo, negar que Él sea todo y esté en todo para nosotros? Si es así, hay algo malo, hay una denegación, una contradicción. Nos oponemos al pensamiento y propósito de Dios. ¿Es cierto que Él es todo y está en todos? Él lo será si entregaremos todo a Él.

¡Oh! Esas sugerencias sutiles que siempre están siendo susurradas en nuestros oídos, que si renunciamos esto y eso vamos a perder algo y la vida va a ser más pobre, y que vamos a ser limitado hasta que no tengamos nada. ¡Es una mentira! Eso es la lucha contra el pensamiento grande de Dios para nosotros. El pensamiento de Dios para nosotros es que Uno, no menos que Su Hijo Jesucristo, en quien toda la plenitud de Dios habita en forma corporal, debe ser nuestra plenitud. ¡Toda la plenitud de Dios en Cristo para nosotros! Usted nunca va a alcanzar eso si lo rechaza a Él. La vida será mucho menos de lo que puede ser si no va todo el camino con el Señor; y lo que obtiene en cuanto de nuestra consagración al Señor, nuestro abandono entero y completo a Él en nuestra vida y nuestro corte completo con todo lo que no es del Señor, lo obtendrá en el ámbito del servicio. Esta carne ama exhibirse a sí mismo en la obra cristiana y nos dice que si vamos a ser dependiente del Señor entonces vamos a tener un tiempo ansioso. Pero una vida de dependencia en Dios puede ser una vida de romance continua. Allí haremos descubrimientos que son maravillas constantes.

Es posible estar casi muerto un minuto y en el siguiente el Señor le dará algo para hacer y estar muy vivo, dependiente de Él para cada aliento que usted respira. Pero así llega a conocer al Señor. Entonces, después de esa experiencia eres tan impotente y muerto otra vez durante un tiempo, pero recuerde que el Señor hizo algo. De repente Él lo hace otra vez; y así la vida se convierte en un romance; pero nadie podría adivinar que estaba dependiendo en el Señor para la pura respiración. Es una cosa muy bendita saber que el Señor lo hace, cuando usted no podría hacerlo en absoluto; ¡es humanamente, naturalmente, imposible, pero el Señor lo está haciendo!

Sígame, amado, en la materia de la Iglesia. Aplique la prueba. Yo no hablo como juez, con desaprobación, ni voy a discriminar en un sentido equivocado, pero permítame ser fiel – para nosotros, nuestra fraternidad debe ser donde el Señor Jesús es más honrado. Nuestra fraternidad debe ser donde Dios recibe lo suyo más plenamente, donde Cristo es todo y está en todos. Nosotros no debemos ser sujetos a tradiciones, a cosas que hacen la pretensión y toman el Nombre. Donde el Señor es más honrado debe ser en nuestros corazones; donde todo lo demás se ha subordinado a esta: Jesucristo es todo y está en todos. Ese es el pensamiento de Dios para la Iglesia, y ese debe ser el lugar a donde van nuestros corazones. El lugar donde Dios va a registrar Su testimonio y traerá el impacto de ese testimonio a otros estará donde el Señor Jesús es más honrado; y puede tomarlo en serio que cuando hay más necesidad no será una pérdida de oportunidad de ministerio si está totalmente de acuerdo con el propósito de Dios referente a Su Hijo.

Todo Ser Viviente

Recuerde que todo en relación con el cristiano es experimentado. Todo en relación con el Señor Jesús es esencialmente experimentado. No es sólo doctrinal. Esto no es una cuestión de credo. No es que aceptamos algunas declaraciones de doctrina o credo y por ese hecho somos llevados a una relación con el Señor Jesús. No somos hechos cristianos por la aceptación de declaraciones doctrinales o credos ortodoxos o cosas sobre el Señor Jesús. La Iglesia no se constituye en ese terreno, aunque la Iglesia representa ciertas cosas. La experiencia tiene que ser forjada en la vida y tiene que convertirse en parte de uno mismo. No es suficiente creer que Cristo murió en la Cruz. Eso tiene que venir aquí abajo en nuestras vidas y convertirse en una experiencia, una fuerza poderosa, un funcionamiento y factor de nuestros seres. La Iglesia no es establecida en una base de declaraciones doctrinales. No es posible reunir a personas y decir que esto es perfectamente sólido, que constituiremos nuestra iglesia sobre esta base. No se puede hacer.

La Iglesia es en lo que ha sido forjada la verdad, en lo que se hizo experimental. Credos no pueden mantenerse juntos cuando el infierno se eleva a dividirse. No, el credo más ultra-fundamental no ha logrado mantener unida a la gente. La unidad del Espíritu es algo forjado adentro. Si no es así, no hay nada que puede resistir los espíritus divisivos, cismáticos que están alrededor. Todo debe ser experimental, no simplemente doctrinal, no de credos. Ahora eso es donde se llega a la realidad de Dios. Es una cosa para cantar himnos sobre Cristo es todo y está en todos, para verlo como una cosa objetiva y estar de acuerdo con ello; pero es otra cosa ser traído experimentalmente al lugar donde esta verdad realmente funciona. Hoy hay muchos que dicen “sí, eso es correcto, Cristo es todo y está en todos”, y mañana por la mañana, cuando se toca a ellos con algo insignificante de sus preferencias, se encontrará que Cristo no es todo y no está en todo. Tenemos que llegar a eso a través de la experiencia. ¡Que el Señor nos dé la gracia para ella!

Mi petición final que hago es que todos nosotros debemos buscar nuevamente el entronizo del Señor Jesús como Señor supremo en nuestros corazones, en cada parte de nuestras vidas, en todas nuestras relaciones; que si hay algo que hemos estado reteniendo, lo debemos dejar pasar; si hemos tenido cualquier cosa en secreto, debemos apartarnos de ella ahora; si hemos sido menos que totalmente cometidos a Él, desde ahora esto no será más, pero Él debe ser todo y está en todos desde este momento. Esa debe ser nuestra comprensión, nuestro compromiso con el Señor. ¿Usted lo hará? Pida al Señor que rompa toda atadura que está en el camino a Él siendo todo y estando en todos. ¿Estamos preparados para eso? ¡Que el Señor nos dé gracia!

Preguntas para considerar:
¿Es Cristo todo y está en todas partes de nuestra vida? ¿Iglesia?
¿Qué area de mi vida entrego a Cristo hoy?
¿Cómo puedo compartir este mensaje con mi iglesia para que Él sea todo y esté en todos?

Lea el articulo entero:   Cristo – Es todo y está en todos

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s